La Etapa de “Todavía Falta Lo Mejor”

La etapa de “todavía falta lo mejor” es la etapa más excitante de la relación matrimonial, pocos logran descubrirla, puesto que son arrastrados a sus deseos más egoístas y se sumergen en un mar de dificultades que les impide avanzar hacia ella.

En esta etapa el amor es maduro, no es ciego, es una etapa donde se ven las imperfecciones, manchas y rarezas desde una óptica diferente, se aprende a elogiar desde el corazón, a ver los cambios físicos como el resultado de las duras batallas peleadas a lo largo del camino y se demuestra el amor con palabras honestas y sinceras, fundamentadas en la verdad que rige a todos los seres humanos.

Es un amor que puede soportar cualquier cosa, incluso, como ya lo hemos citado, los cambios radicales en los que incurren los cónyuges después de largos años de matrimonio.

Describamos un poco esta clase de amor:

Es un amor intelectual, un amor con mayor entendimiento que el que se tenía al principio, un amor profundo y fuerte, y no menos ardiente, un amor celoso, que es como debe ser. Después de todo, Dios es celoso.

Éxodo 20:5 No te inclinarás a ellas, ni las honrarás; porque yo soy Jehová tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen,

Deuteronomio 5:9 No te inclinarás a ellas ni las servirás; porque yo soy Jehová tu Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen,

Dios quiere que solo le amemos a Él como nuestro Dios, sin agobiarnos, permitiéndonos amar a los demás con la clase de amor necesario, nos da esa libertad.

Ahora, este amor entre esposos es un amor único e inigualable, donde solo amamos a nuestro cónyuge sin afectar el amor que debemos a Dios, o a nuestro prójimo, un amor no posesivo, sino confiable.

Los esposos en esta etapa entienden que cada año es mejor.

Cualquier puede disfrutar de esta etapa de “todavía falta lo mejor”, siempre y cuando ambos apliquen algunos principios bíblicos básicos del matrimonio. Y lo que es mejor aún, el amor maduro de esta etapa ofrece un romance excitante y mucho más genuino que el de la etapa de la luna de miel. Cualquier cónyuge puede ver a su pareja de cinco, diez, quince, quizá cincuenta años de casados y decir con sinceridad: “Estoy sumamente feliz de que envejezcamos juntos”

Semblanza del Amor Maduro

Algunos piensan que se necesita mucho tiempo para lograr un amor maduro, y en ese tiempo hacen muchos estragos, cuando el amor maduro esta a un simple paso, a una decisión.

Veamos la definición de amor maduro según Dios.

1 Corintios 13:4-8 El amor es sufrido, es benigno; el amor no tiene envidia, el amor no es jactancioso, no se envanece; 5. no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no guarda rencor; 6. no se goza de la injusticia, mas se goza de la verdad. 7. Todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. 8. El amor nunca deja de ser; pero las profecías se acabarán, y cesarán las lenguas, y la ciencia acabará.

Es sorprendente la simplicidad con la que Dios nos habla, pero nosotros lo colocamos en lenguaje incomprensible, como método de excusa para no hacer lo que es debido, es una porción sencilla que enseña lo que Dios el Hijo nos ha mostrado.

Lucas 6:31 Y como queréis que hagan los hombres con vosotros, así también haced vosotros con ellos.

¿Cómo calificaría el amor que siente por su cónyuge? ¿Se encuentra en las dos primeras etapas mencionadas o en la etapa del amor maduro? Realicemos una comprobación personal:

El amor maduro es…

PACIENTE. Soy capaz de soportar las imperfecciones de mi pareja.

BONDADOSO. Hago actos de bondad para con la otra persona.

SE REGOCIJA EN LA VERDAD. Mi amor crece sobre la base de la sinceridad y la integridad.

CONFIADO. Yo creo en lo mejor de mi cónyuge.

ESPERANZADO. Espero lo mejor para mi cónyuge y por parte de mi cónyuge.

PERDURABLE. Mi amor perdura aun en los momentos difíciles.

El amor maduro no es…

ENVIDIOSO. Por el contrario, descansa seguro.

JACTANCIOSO. Por el contrario, evita la autoadulación.

ORGULLOSO. Por el contrario, es humilde.

EGOISTA. Por el contrario, antepone las necesidades y los deseos del cónyuge.

ENOJADIZO. Por el contrario, reprime los exabruptos.

VENGATIVO. Por el contrario, el amor maduro perdona aun cuando lo tratan injustamente

Por sobre todo…

¡EL AMOR NUNCA DEJA DE SER! Siempre estará dispuesto a apoyar a mi cónyuge.

Pasos Para Lograr Un Amor Maduro

El amor maduro debe estar firme siempre, salir triunfante de cualquier desafío que tenga. Perdura a través de los años, siempre y cuando uno decida dar el paso de vivirlo y hacer que crezca en su relación.

Veamos algunos consejos:

Bendiga Con Su Boca

Debemos cada día expresar a nuestro cónyuge palabras de bendición, hacerlo de forma constante. Es lamentable que en algunos matrimonios resulte más fácil cuestionar o criticar que elogiar, para elogiar debemos pensar mucho, para maldecir o criticar no.

Santiago 3:8-10 pero ningún hombre puede domar la lengua, que es un mal que no puede ser refrenado, llena de veneno mortal. 9. Con ella bendecimos al Dios y Padre, y con ella maldecimos a los hombres, que están hechos a la semejanza de Dios. 10. De una misma boca proceden bendición y maldición. Hermanos míos, esto no debe ser así.

Algunos esposos caen en el mal hábito de tratarse mal con las palabras ante terceras personas, que vergonzoso, debería sentir mucha pena ante Dios, porque luego quisieran aparentar ante Dios que no es así. Denigran a su cónyuge, lo rebajan por su apariencia, por alguna conducta o situación que enfrenta, empleando bromas o insultos que no son propios del amor maduro, del amor conforme a Dios.

Esa conducta cansa. Muchas parejas están cansadas de ser tratadas así, ya que el lo hace, demuestra el concepto que tiene sobre su cónyuge.

Esa es la mejor manera de destruir el matrimonio, de provocar la ruina para el que lo hace, debería considerar sobre que bases esta construyendo usted su relación.

Mateo 7:26-27 Pero cualquiera que me oye estas palabras y no las hace, le compararé a un hombre insensato, que edificó su casa sobre la arena; 27. y descendió lluvia, y vinieron ríos, y soplaron vientos, y dieron con ímpetu contra aquella casa; y cayó, y fue grande su ruina.

Si desea tener humor con su cónyuge, hágalo… empleando solo palabras de bendición, alentadoras, que estimulen a su pareja a ser mejor cada día.

La palabra bendición lleva implícito tres conceptos:

Deseo, bueno y palabra, así que para bendecir a nuestro cónyuge debemos expresar una palabra de deseo y una palabra buena. Todo esto produce sanidad y cura todas las heridas que producen los conflictos.

Aprenda a decir con frecuencia y sinceridad “Te Amo”. Elogie a su cónyuge, agradezca el esfuerzo que hace cada día por ser mejor, usen palabras constructivas, eliminen las destructivas y notarán como el fuego del amor se aviva cada día, esas palabras son leños que alimentan la flama.

Sea Franco Y Confiese

Santiago 5:16 Confesaos vuestras ofensas unos a otros, y orad unos por otros, para que seáis sanados. La oración eficaz del justo puede mucho.

Podríamos decir que es una de las tareas más difíciles de aprender, ya que el orgullo interviene, pero es importante que usted sea franco con su cónyuge y con usted mismo y reconozca que no es perfecto, que también se equivoca, y que necesita de un perdón constante, recuerdan: “Perdonaras a tu cónyuge 490 veces y más”.

Si desea un matrimonio que con el paso del tiempo se fundamente bien, confiese sus faltas y pida perdón. Admita sus errores y verá como las cosas funcionan apropiadamente.

  • Discúlpame por no ponerte atención cuando lo necesitabas.
  • Perdona mi respuesta sarcástica
  • Perdón por no haberte consultado antes de realizar esta compra.

Cuando nos humillamos y confesamos, suceden todo tipo de cosas positivas y maravillosas con Dios y con nuestro cónyuge, aprenderás a sentirte mejor cada día y a estar en paz y feliz siempre.

No Cambie Su Pareja, Cambie Usted

En la etapa de la luna de miel, ambos se veían perfectos, luego pareciera que desearán cambiar eso que veían perfecto, quieren moldear al cónyuge a su pensamiento, a sus necesidades, y no consideran la necesidad primaria de ser como Dios dice.

Cuando pensamos que nuestra tarea es cambiar al otro, estamos en un grave problema. Puede que una esposa logre que su esposo sea más pulcro, vista mejor; o que el esposo desee que su esposa sea más apasionada. El resultado final es por regla general la frustración, o algo peor.

Dejemos esa idea de lado, en especial en nuestro matrimonio, dejemos de manipular, empujar y hasta colocar mensajes de estado con indirectas. Empecemos más bien a pedirle a Dios que cambie nuestros corazones y nos renueve cada día.

Salmos 51:10 Crea en mí, oh Dios, un corazón limpio, Y renueva un espíritu recto dentro de mí.

No cambie a su cónyuge, cambie usted, por default todo vendrá por añadidura.

Mateo 6:33 Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

¿Cómo Lograr Un Matrimonio Maduro?

Si intenta desarrollar un amor maduro, tenga en cuenta estos seis indicadores, ya que para llegar a ser maduros debe existir…

  1. Motivación. Ninguno puede lograr algo sin motivación, piense en las motivaciones principales, como el de la felicidad, la tranquilidad, el agradar a Dios, todo esto será el combustible que necesita para hacer mover el vehículo del amor.
  2. Atención. Una clave importante, todo buen matrimonio la tiene, y todo mal matrimonio carece de ella, así que procure prestar atención debida a las cosas.
  3. Dulzura. Efesios 4:32 Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo.
  4. Comunicación. Para comprender a nuestro cónyuge recuerde el mandamiento número tres, sin la práctica de la comunicación no podrá salir adelante.
  5. Respeto. Todo el mundo espera ser respetado, así que respete y obtendrá respeto, ahora, no confunda el respeto con la aceptación, respetar no es aceptar todo, simplemente presente su desacuerdo con el respeto debido.
  6. Entusiasmo. Como el primer punto, si no hay entusiasmo aun en las dificultades más severas, no se logrará sacar adelante la idea de un amor maduro, notará como cambia todo, desde lo mas simple y sencillo hasta lo mas placentero y grandioso de la relación.

Envejece Conmigo

Todos, hasta este punto, creo que deseamos la “mejor parte” esa de “aun falta lo mejor” así que enfrente de su esposa o esposo, dile estas palabras “envejece conmigo” y demostremos al mundo que en verdad nos amamos.

Reflexionemos…

¿Cuán importante es para usted “poner manos a la obra” para hacer que su matrimonio sea apasionado y reine el amor y la felicidad?

¿En que etapa del matrimonio se encuentra?

¿Qué necesita para avanzar?

¿Considera que en su matrimonio reina el amor y la pasión? Si no es así ¿Qué puede hacer usted para lograrlo?

¿En qué aspectos del amor MADURO le va bien? Y ¿En qué aspectos debe mejorar a partir de hoy?

Video Explicación: